Soledad Becerril, ganadora del XXI Premio Joaquín Romero Murube