Más vecinos desplazados por el volcán podrían regresar a casa este viernes

0
14
El comité director del Plan de Emergencias Volcánica de Canarias (Pevolca) estudia adelantar los realojos de nuevos núcleos poblaciones al próximo viernes, tras los primeros resultados del estado de las coladas que han realizado los científicos del Instituto Geológico y Minero (IGMA-CSIC) y el Cabildo de La Palma.

Estos resultados positivos podrían delimitar nuevamente la zona de exclusión, gracias a la monitorización de las coladas de la zona norte que se llevan a cabo desde el 31 de diciembre para conocer la estabilidad, emisión de gases y temperatura de la lava y así poder ajustar los perímetros de las zonas evacuadas.

Con la información aportada, la Dirección Técnica y el Puesto de Mando Avanzado establecerán en cada caso las distancias de seguridad desde los bordes de las coladas y señalizarán los accesos en función del riesgo con cartelería informativa. En los próximos días se llevará a cabo el mismo estudio en el lado sur de la erupción, donde persisten los mayores problemas debido a la emisión de gases, principalmente en La Bombilla, El Remo y Puerto Naos.

El consejero responsable del Pevolca, Julio Pérez, ha resaltado la colaboración y la prudencia que ha demostrado la población en el regreso a sus casas en la primera fase del realojo, que se inició ayer lunes y no ha habido incidencias, siendo este ordenado y gradual, siguiendo las indicaciones de las autoridades.

Este comportamiento ejemplar ha sido de vecinos de núcleos poblacionales de El Paso, Tazacorte, Los Llanos y Fuencaliente, concretamente de una parte de Tacande y Tajuya, Las Martelas, La Condesa, Marina Alta, Marina Baja y Las Cabezadas y por la zona sur, el núcleo de El Charco, a los que este viernes podrán sumarse más barrios.

En este momento, ha detallado Pérez, hay hospedadas en hoteles y recursos de emergencia un total de 548 personas.

Vecinos realojados buscan sus enseres para poder regresar a casa

EFE/Ramón de la Rocha
Persiste el riesgo
En la reunión se analizó también el último informe de comité científico, que recuerda que en esta fase post-eruptiva persisten algunos peligros volcánicos y no conlleva necesariamente el final de la reactivación magmática en Cumbre Vieja, aunque se mantiene la ausencia de tremor, la sismicidad sigue siendo de baja magnitud en todas las profundidades y que no hay tendencia en las deformaciones.

Los niveles de calidad del aire son buenos desde el 28 de diciembre, tanto en dióxido de azufre como en partículas PM10 en todas las estaciones, con una única superación del valor límite diario el día 31 en Los Llanos de Aridane.

215 millones de mero cúbicos de lava
El comité científico ha definido también que los volúmenes estimados de materiales volcánicos del volcán de Cumbre Vieja, que han superado los 28 millones de metros cúbicos en la formación del edifico volcánico mientras para el campo de lavas subaéreas se eleva a unos 187 millones. A estos volúmenes hay que sumarles los del material piroclástico de caída y el volumen de las lavas submarinas.