El departamento de Salud del Gobierno Vasco impone la máxima sanción a La Polla Records

Las imágenes circularon como la pólvora a través de redes sociales y provocaron la indignación de muchos. En ellas se podía ver cómo durante los dos conciertos conciertos que el grupo La Polla Records
, ofreció en Vitoria los pasados 17 y 18 de diciembre, el público se agolpaba
sin mascarilla y sin distancia social
. Técnicos de la consejería de Sanidad constataron que además de no utilizar mascarilla, tampoco se había exigido
el pasaporte Covid
a los asistentes. El Gobierno vasco ha decidido imponer a Last Tour, la promotora del concierto, la máxima sanción prevista.

En total tendrán que pagar 3.000 euros por cada uno de los dos conciertos que, además, recuerda el Gobierno vasco en un comunicado, se celebraron cuando ya se había activado en la comunidad la emergencia sanitaria. Además, la banda permitió la presencia sobre el escenario de dos miembros de una asociación antivacunas que leyeron un manifiesto en contra de las medidas sanitarias.

Para Josu Erkoreka, vicelehendakari y consejero de Seguridad del Gobierno vasco, se trata de una multa «correcta y adecuada». Ha recordado que los organizadores de los conciertos «sabían que se estaban vulnerando las normas» y eran conscientes de que podían tener consecuencias.

La promotora de los espectáculos, Las Tour, una de las más potentes a nivel vasco, se ha limitado a señalar que están trabajando «en los cauces legales que exige el proceso». Los espectáculos formaban parte de la gira de despedida del grupo punk después de más de 40 años sobre los escenarios. Una semana después había previsto otro concierto más en San Sebastián que los organizadores terminaron por suspender después de que las últimas restricciones del gobierno vasco impusieran una importante reducción de aforo.