CCOO y UGT celebrarán un 1 de mayo contenido pero sin restricción de aforo

En otro año marcado por la pandemia, los secretarios generales de UGT y CC.OO en Castilla y León, Faustino Temprano y Vicente Andrés, han explicado este jueves que las tradicionales reivindicaciones del 1 de mayo en distintos puntos de Castilla y León, con las medidas de seguridad «pertinentes». Así, se celebrarán actos en todas las capitales de provincia y en cuatro cabeceras de comarca -Aranda de Duero, Miranda de Ebro, Ponferrada y Medina del Campo-. «En algunas serán concentraciones y en otros manifestaciones», ha desvelado Andrés en una rueda de prensa donde ha explicado que esta decisión responderá a la población de cada ciudad y a la participación esperada en cada acto.

«En Valladolid, por ejemplo, creemos que es más conveniente hacer una concentración y lo haremos desde la plaza Colón hasta Zorrilla», ha manifestado Andrés, para agregar que utilizar ese espacio es «la mejor manera de garantizar, en una posible manifestación masiva, las medidas de distanciamiento y seguridad sanitaria».

En cuanto a las reivindicaciones de la jornada, han señalado que se va hacer un reconocimiento al papel de los trabajadores en esta emergencia sanitaria para evidenciar que «con el reconocimiento social no basta». «Este país tiene que aprovechar la crisis para cambiar el modelo productivo», ha aseverado Andrés.

De esta manera, han criticado la gestión de la Junta de Castilla y León, cuyas políticas de empleo, a su juicio, «han fracasado» y han afeado a la consejera de Empleo e Industria, Ana Carlota Amigo, quien, aseguran, «no conoce el mundo obrero ni el movimiento de los trabajadores».

También han lanzado críticas al Gobierno central indicando que «antes de la crisis del coronavirus teníamos a las empresas de este país obteniendo unos beneficios importantes y los salarios bajando y eso es incompatible con tener un gobierno progresista».

Por su parte, Temprano ha recalcado que «salimos de 2020 con superávit» y que, ese dinero, junto a los fondos europeos, debe estar «al servicio de las personas».

Finalmente, han recalcado que este 1 de mayo se han fijado dos objetivos: homenajear a los trabajadores esenciales y exigir tanto al Gobierno de la Nación como al de la Comunidad «que dé respuesta a las demandas de la población», bajo dos lemas, el de 2019: «Primero las personas» y el nuevo: «Ahora toca cumplir».